Seirei Tsukai no Blade Dance Vol.18 – Epílogo

Epílogo

Parte 1

Claire estaba corriendo por el campo de entrenamiento que estaba cubierto por una extraña niebla.

“Miau…”

A sus pies, Scarlet gritó débilmente.

Simplemente salir del rodeo de espíritus demoníacos había agotado su poder divino, hasta el punto en que ni siquiera podía reunir la energía para mantener su elemental waffe. Sin la protección de los talismanes de Restia, definitivamente no podría haber escapado hasta aquí.

“… Dime, ¿dónde está esto?”

Dentro de la niebla del reino demoníaco que estaba dando vueltas, Claire miró aprensivamente su entorno. El campo de entrenamiento de la Academia, que se suponía que era un lugar familiar para ella, ahora parecía otro lugar.

“Kamito…”

Ella no pudo evitar recitar su nombre. Justo entonces…

“Claire, ¿estás ahí?”

La voz familiar de Rinslet sonó.

“¿Rinslet? ¡E-Estoy aquí!”

Tan pronto como ella gritó, Rinslet y Ellis pronto aparecieron, montando la espalda de Fenfir.

Además, por alguna razón, eran seguidas por varias Caballeros Imperiales.

“Me alegro de que estés sana y salva. Parece que las ruinas aquí han sido destruidas con éxito.”

“…Sí. ¿Qué hay de ustedes?”

“Sí. Pero no fuimos nosotras las que destruimos las ruinas.”

Ellis parecía un poco vaga con sus palabras.

“¿…?”

“Dime, ¿pasó algo? ¿Por qué la luna de Astral Zero está aquí?”

Las Caballeros Imperiales preguntaron confundidas.

Confrontadas con la oleada anómala de espíritus demoníacos, parecían no tener tiempo para molestarse con el levantamiento estudiantil.

“No estoy segura tampoco—”

Claire negó con su cabeza en respuesta. Justo entonces…

“¡Ah, el pilar de luz desapareció!”

Rinslet señaló el cielo y gritó.

El pilar de luz más grande en el centro de la Academia había desaparecido sin dejar rastro.

“Parece que Kamito tuvo éxito en destruir las ruinas.”

“¿Entonces los espíritus demoníacos dejarán de aparecer?”

“Sí, siempre y cuando la puerta esté cerrada—”

Claire respondió, lo que provocó que las Caballeros Imperiales exhalaran de alivio.

Mirando hacia el cielo, vio que la luna de Astral Zero se oscurecía, a punto de desaparecer.

De repente, vio innumerables siluetas volando por el cielo sobre la Academia.

“¿Más espíritus demoníacos?”

“¡No, son refuerzos de Dracunia!”

Montando dragones voladores, las caballeros ingresaron a la Academia una tras otra.

Con la caballero de los Números sirviendo como la comandante suprema desaparecida y la mayoría de las Caballeros Imperiales que no estaban dispuestas a luchar más, recapturar la Academia era solo cuestión de tiempo.

“… De todos modos, misión cumplida, supongo.”

Claire murmuró para sí misma.

 

Parte 2

La niebla del reino demoníaco se disipó gradualmente.

Después de ejecutar el Arte de Espada Absoluta, Kamito instantáneamente se acostó boca arriba en el suelo.

Después de que las ruinas fueron destruidas y dejaron de funcionar, el Astral Shift parecía haberse detenido.

Las aterradoras cantidades de espíritus demoníacos también desaparecieron gradualmente.

Los restos fragmentados del ángel Dunamis se convirtieron en runas de luz y desaparecieron en el aire.

“…Parece que lo logramos.”

Kamito murmuró con cansancio.

La luna de Astral Zero había desaparecido. Un débil resplandor se filtró entre las nubes.

El sol comenzaba a salir.

“… Greyworth, ¿qué has estado haciendo hasta ahora?”

Kamito le preguntó a Greyworth quién estaba parada a su lado.

Al oír eso, ella sacudió su cabello gris.

“Pensando cómo recuperar la Academia de esos imbéciles. No puedo tolerar que la gente juegue en mi patio trasero.”

Ella sonrió con ironía y respondió.

“Hacer las cosas sola era un poco temerario, pero ustedes llegaron a tiempo.”

“Solo sé honesta. Querías salvar a las estudiantes, ¿verdad?”

“… Mi indigno discípulo. Así que has aprendido a contestar, ¿eh?”

Con una mirada ofendida en su rostro, ella frunció el ceño.

Incluso su actitud desagradable ahora parecía un poco tierna cuando la interpretaba la apariencia de esa adorable jovencita.

“Oye, ¿cómo le lavaron el cerebro a un elementalista como tú?”

Kamito preguntó en ese momento.

… Era una pregunta que se había hecho durante mucho tiempo.

Le resultaba difícil imaginar que la Bruja del Crepúsculo cayera tan fácilmente como para convertirse en la herramienta del enemigo.

“Lavado de cerebro, ¿eh? Ojalá hubiera sido eso lo que sucedió.”

“¿…?”

Kamito levantó una ceja con sorpresa.

“Lo que constriñe mi alma es el pacto de hace veinticuatro años.”

Greyworth respondió.

“¿Pacto?”

“Sí, el pacto que tuve con el Santo Lord Alexandros.”

“¿¡…!?”

Al escuchar ese nombre de sus labios—

Kamito no pudo evitar jadear.

“… Muy bien, como te prometí, te lo contaré.”

Con una mirada seria en su rostro, Greyworth comenzó.

“—Sobre lo que sé del santuario del Lord Elemental hace veinticuatro años.”

 

Un comentario en “Seirei Tsukai no Blade Dance Vol.18 – Epílogo

  1. Pingback: Seirei Tsukai no Blade Dance Vol. 18 [Completo] | HiroLsn Translations

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.