Shinwa Densetsu no Eiyuu no Isekaitan

Shinwa Densetsu no Eiyuu no Isekaitan Vol.02 – Capítulo 4

Capítulo 4, Granjeros

Baum―Frieden[1].

Un país representado por una elfa que es llamada la princesa doncella.

Ella actualmente está en un área a la que sólo la princesa doncella tiene permitido entrar―el palacio del bautismo.

Después de un denso bosque, hay un manantial lleno de agua ultramarina y una débil neblina flotando en ella.

Ahí, la princesa doncella, que estaba sumergida hasta la cintura, abrió los ojos tranquilamente.

Una luz más azul que el color ultramarino flota en sus ojos, se dispersa en partículas, y entonces desaparece.

“… ¿Podría ser usted quien se encargó del desembarque del zorosta?”

La mirada de la princesa doncella estaba fija en un brillante orbe situado entre dos estatuas de bronce.

『…』

No hay respuesta. Como siempre, no dice ninguna palabra.

“Entonces, me permitirá hacer lo que pueda.”

Una gran onda comienza a formarse en el manantial.

Cuando se levantó, el agua bajó por la clavícula[2] de la princesa doncella y fue absorbida por su abundante pecho.

Una prenda ligera se pega en ella, y su elegante cuerpo tiene una atmósfera cautivadora.

Ella agarra la ropa que colocó en la orilla, se la pone lentamente, y empieza a caminar.

Camina con rapidez por los árboles que crecían densamente y se encuentra con un pasaje familiar.

Ella continuó caminando en silencio por el pasaje rodeado de paredes blancas durante un tiempo, y entonces llegó a una sala donde un grupo de mujeres caballero estaba esperando.

“Por favor, tráiganme tinta, pluma y papel inmediatamente.”

Con su cabello aún mojado, parece haber enojo ocultándose en alguna parte de la expresión de la princesa doncella. Esto pone nerviosas a las mujeres caballero.

“En seguida.”

Una mujer caballero le hace una señal con la mano a una aprendiz de caballero.

“¡De inmediato!”

Ella desaparece rápidamente en la oscuridad del pasillo.

“Princesa… ¿qué sucedió exactamente para que se vea así?”

La comandante pregunta francamente.

“Es un asunto urgente…”

“¿’Vio’ algo?”

“Sí. Debo reportarlo inmediatamente a Su Majestad el Emperador.”

La aprendiz de caballero regresó en ese momento, respirando con dificultad.

“¡Los he traído! Haa… Haa… Haa…”

La princesa doncella toma la tinta, pluma y el papel blanco.

“Hehe, gracias.”

Tal vez porque corrió con toda su fuerza, la aprendiz de caballero estaba apoyándose en la pared. La princesa doncella le sonrió.

Una de las mujeres caballero se llenó de enojo.

“Hey, eso es indecoroso. ¡Por eso aún eres una aprendiz!”

“A-Aun si dices eso…”

“No me molesta. Déjenla tomarse su tiempo y descansar.”

Después de decir eso, la princesa doncella miró a su alrededor. Una mujer caballero tomó eso como una señal y le presentó una silla de madera.

La princesa doncella coloca el papel blanco ahí, mueve su pluma, y abre la boca para hablar.

“Escucha bien. Una vez que le des esto al caballero espiritual, dile que se dirija a la Capital Imperial de inmediato.”

La princesa doncella mordió su pulgar, se aseguró de que había una gota de sangre y entonces lo presionó en el papel blanco.

El papel blanco se transforma por la sangre que lo manchaba. Emite una luz débil y se hace bola espontáneamente.

Ella se lo entrega a la mujer caballero, quien entonces se retira y desaparece en el pasillo.

La princesa doncella murmuró suavemente tras verla irse.

“No hay más que pueda hacer. El resto… depende de usted, Su Majestad Schwarz.”

 

 

Año Imperial 1023, 19 de Julio.

Hiro despierta debido a un fuerte dolor.

“Oww…”

Le duele la cabeza. Él acaricia el lugar donde se golpeó y se sienta.

Hiro suelta un profundo suspiro y observa la habitación.

Es lo suficientemente amplia para que cuatro adultos duerman lado a lado, y hay libros dispersos. Hiro se quita una vieja manta, estira los brazos, y bosteza.

En este momento, Hiro está en un carruaje que fue preparado y reservado para él por el Marqués Grinda.

Hay seis caballos jalando el carruaje. Tal vez porque la velocidad estaba siendo priorizada, el viaje era de lo peor.

Cada vez que pasaban por un bache, su cuerpo flotaba en el aire y su cabeza se golpeaba con algo.

Incluso Hiro no podía acostumbrarse a ello, por más testarudo que fuera. No era un viaje cómodo, tal como el Marqués Grinda había dicho.

… No fui capaz de dormir bien.

Cuando miró por la ventana somnoliento, vio una pradera herbosa extendiéndose.

La ventana se abrió desde afuera y el carretero que conducía el carruaje se asomó.

“Señorito, casi llegamos a nuestro destino.”

Él responde levantando la mano al amigable carretero. Habría sido mejor si hubiera tocado.

Cuando cerró la ventana, el carruaje se sacudió con un fuerte sonido. Hiro se levanta y se prepara para bajar.

La diligencia no se dirige directamente a la Capital Imperial Zeitral. Ésta se detiene en una estación cercana, a tres sels (9 km) de distancia.

“Muchas gracias.”

Hiro le da las gracias al carretero y se baja del carruaje.

“Ya veo… Esta realmente es una ciudad grande.”

Él estaba sorprendido por el gran número de personas.

Nobles, plebeyos, mercenarios, aventureros. La estación estaba llena de personas de diversos antecedentes.

Dejando la estación llena de gente, una briza refrescante y el olor a hojas frescas cosquilleaban la nariz.

Un carruaje con destino a la Capital Imperial salió de la estación, pero Hiro decidió ir a pie ya que algo estaba molestándolo.

Estoy siendo seguido por alguien.

Si planean atacarlo aquí, sería un poco problemático.

Él quiere evitar involucrar a transeúntes inocentes a toda costa.

Mientras camina rápidamente por una vereda al costado del camino, cuenta las presencias de las personas que lo seguían a la misma velocidad.

Tres… seis… ocho personas, huh.

Él tiene la sensación de que son principiantes, pero puede ser demasiado pronto para decidir eso.

Hiro acaricia el parche que cubría la mitad de su cara y sonríe de forma engreída.

¿Debería optar por la estrategia de “el primero en atacar gana”?

No le importaría esperar a que lo ataquen, pero si lo hace, los guardias escucharán la conmoción y vendrán.

Sin tener consigo alguna forma de identificación, Hiro probablemente sería arrestado si fuera interrogado.

Aun si tuviera una, si los guardias estarían trabajando bajo la influencia de alguien, quién sabe por cuánto tiempo sería retenido.

Él no está en posición de desperdiciar tiempo en algo como eso ahora mismo.

Entonces… ¿por quién voy?

Después de que encuentra la presencia más cercana a él, Hiro da vuelta con firmeza.

El espacio ante su mano se abre, y una espada corta―la empuñadura de un arma espiritual sale volando.

Después de sacarla, va hacia la espalda del hombre sospechoso, quien está notablemente agitado, en un instante.

Él presionó la punta de la espada en su espalda y habló tranquilamente.

“Te mataré si te resistes. Si lo entiendes, me gustaría que también le digas a tus amigos.”

“D-De acuerdo. Entiendo, así que no me mates.”

El hombre sospechoso miró a su amigo que estaba pretendiendo ser un viajero.

Cuando lo hace, su amigo levanta los brazos sobre su cabeza y los agita una y otra vez.

Después de sentir la presencia de varias personas alejándose, Hiro empuja la espalda del hombre sospechoso y lo insta a caminar.

“Voy a hacerte varias preguntas. No tienes que responder si no quieres. Simplemente te mataré y le preguntaré a alguien más.”

Él mueve la punta presionada contra el hombre.

Su ropa ligeramente sucia se abre, y la cara del hombre sospechoso palidece.

“T-Te diré lo que sea, así que perdóname.”

Sólo era una amenaza, pero parece que fue extremadamente efectiva.

Es un principiante, después de todo…

Hiro murmura en su mente, y entonces interroga al hombre.

“Quién te contrató, me pregunto.”

“No lo sé. Él de repente nos dio dinero… y nos dijo que te atacáramos.”

“Ohh, ¿crees poder decirme en detalle lo que sucedió?”

“U-Un hombre extraño apareció ante mí cuando terminé mi trabajo en el campo.”

“¿Un hombre extraño?”

“Llevaba una túnica y no pude ver su cara, pero era la voz de un hombre.”

Hiro gira rápidamente la espada corta en su mano y presiona el pomo contra el hombre para hacerlo avanzar.

“Me dijo que peleara contigo y te entregara a los guardias. No planeaba hacerle caso, pero me dio dos monedas Grantz de oro. Dos monedas Grantz de oro son suficientes para hacerte pelear con tu propio hijo. Cualquiera aceptaría esa oferta, ¿cierto?”

“Ya veo.”

Hiro se pone a pensar. Probablemente no obtendrá más información aun si presionase más a este hombre.

Parece que sólo es un granjero que estaba cegado por el dinero. Sus amigos en el área probablemente también son lugareños como él.

“Puedes irte. Pero si actúas de forma extraña, te mataré. Y nunca aparezcas ante mí de nuevo. Si te veo en algún lugar, te mataré sin vacilar. ¿Entendido?”

“E-Entendido. No volveré a aparecer ante ti.”

El hombre asintió frenéticamente una y otra vez, y entonces desapareció en los campos lejos del sendero sin mirar atrás.

Siete hombres los siguieron.

Después de verlos irse, Hiro continuó hacia la Capital Imperial.

… Aunque hay una posibilidad de que sean asesinados por su cliente.

La recompensa fue excepcional en comparación con lo simple del trabajo―En otras palabras, significa que debían tener éxito sin importar qué.

Sin darse cuenta de eso y fallar, ellos serán asesinados por su cliente, aun si es su merecido.

Pero aún así, el hecho de que él use granjeros me molesta.

Si contratase a alguien hábil, Hiro seguramente habría tenido que pelear. Si causara una conmoción, no hay duda de que habría sido capturado por los guardias.

Mientras Hiro estaba caminando perdido en sus pensamientos, se dio cuenta que había llegado justa frente a la puerta principal de la Capital Imperial.

 

[1] Alemán para paz, tranquilidad, libertad.

[2] Antes decía que estaba sumergida hasta la cintura. El traductor inglés cree que puede ser un descuido del autor.

Anuncios

Un comentario sobre “Shinwa Densetsu no Eiyuu no Isekaitan Vol.02 – Capítulo 4

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s