Shinwa Densetsu no Eiyuu no Isekaitan

Shinwa Densetsu no Eiyuu no Isekaitan Vol.01 – Capítulo 25

Capítulo 25, Velocidad Luz

Retrocediendo en el tiempo―

Fuertes vientos soplan y grandes gotas de lluvia caen en la piel.

Varias personas se encuentran en silencio en lo alto de la torre central del Fuerte Belk.

Se siente como si una presión abrumadora está oprimiendo a todos ahí.

La joven de cabello carmesí al lado de Hiro, que estaba mirando al campo de batalla, frunció sus lindas cejas.

“Hiro, ¿esto no se ve mal…?”

“No, aún tenemos impulso…”

La formación del enemigo está en desorden. Ahora, en tanto puedan derrotar a su general, el enemigo colapsará completamente.

Aunque la lluvia repentina ralentizó el movimiento de los [Caballeros Negros Imperiales] dirigidos por Aura, no necesariamente perdieron su impulso.

(Así que, quedan alrededor de 8,000 enemigos…)

Esta es una buena oportunidad para dar el golpe final.

Ellos sólo tienen alrededor de 1,000 hombres de su lado, pero el enemigo está completamente distraído con los [Caballeros Negros Imperiales].

Ocultándose en la lluvia torrencial, deberían ser capaces de retrasar al enemigo en notar su presencia.

Aun si se dan cuenta, estando en tal desorden, la cadena de mando debería estar en un estado de caos también.

―Este es el momento de salir.

Cuando llegó a esa conclusión, Hiro miró a Liz, pero ella no estaba a su lado.

Ella ya había corrido hacia Kiolk.

Estaba hablando desesperadamente con él sobre algo. Tal vez ella sintió lo mismo que Hiro.

Después de ver a Kiolk asentir y dar órdenes a los soldados, Hiro miró hacia el campo de batalla una vez más.

“¡¿Lo tenemos?!”

Su «Uranus» percibe señales de victoria en el campo de batalla.

Sin embargo, el dragón negro se dividió en dos como si hubiera golpeado una pared y comenzó a rodear el cuartel enemigo.

“¿Por qué no están retirándose?”

Hiro pone las manos sobre la pared, se alza y fuerza los ojos.

Puede ver que ha ocurrido un cambio, pero hay mucha información confusa llegando, y él es incapaz de entender con precisión.

(Supongo que no tengo otra opción más que ir.)

Este no es el momento de vacilar. Hiro sube la pared y llega al borde.

En la distancia, puede ver que los soldados están en pánico.

Él se encuentra a una altura que fácilmente podría matarlo si cayera.

“*Phew*…”

Después de un breve respiro, Hiro se prepara.

Pisó en el espacio vacío y,

―cayó.

“¡¿Hiro?!”

Viendo al joven caer desde lo alto de la torre, Liz gritó desconcertada.

Pero su voz en seguida fue ahogada por el sonido de la lluvia y Hiro no la escuchó.

( … No llegaré a tiempo si bajo cada escalón.)

La gravedad lo acerca al suelo.

Él es golpeado con la sensación de sus entrañas siendo empujadas a la parte superior de su cuerpo.

En el aire, Hiro convocó a «Excalibur».

Cuando la empuñadura apareció debajo de sus pies, él la usó como punto de apoyo para saltar hacia adelante.

De nuevo, la convoca bajo sus pies y salta por el cielo.

Mirando hacia abajo, es capaz de confirmar que los soldados están saliendo de la puerta y dirigiéndose al campo de batalla.

Liz y los demás probablemente están bajando las escaleras en este momento.

Después de saltar sobre la puerta delante de todos, Hiro aterrizó en el suelo.

Hay agitación entre los soldados aliados que habían salido de la puerta.

Nadie podía creer lo que vieron. Después de ver a una persona bajar del cielo, ellos no estaban seguros si era un sueño o una ilusión. Era comprensible su sorpresa.

Con la espada plateada en mano, Hiro pateó el suelo.

Con gran facilidad, corrió sin ser retenido por el lodo, casi como si estuviera corriendo por una pradera despejada.

Después de llegar al campo de batalla lleno de soldados enemigos, busca una abertura a su alrededor.

Él encuentra el camino que los [Caballeros Negros Imperiales] habían abierto con arduo esfuerzo.

Habiendo encontrado la gran abertura, Hiro avanza.

“¡Rápido!”

Una luz plateada se acerca a las espaldas de los soldados bloqueando el camino.

Incluso antes de que la aspersión de sangre de cada soldado pueda elevarse, la luz sega la vida del siguiente soldado mientras atraviesa su camino.

Los soldados rasos no se dan cuenta qué está sucediendo. Cuando el destello los rebasa, sus cabezas salen volando.

Los soldados dan su último suspiro antes de que sean capaces de notar la brillante espada blanca.

『¡¿Quién eres, bastardo?!』

Un oficial enemigo se da cuenta de la luz y blande su espada hacia abajo.

“¡Hmph!”

Hiro esquiva y da un golpe a su costado.

La espada del oficial enemigo se rompe por el centro y la hoja cae al suelo.

Casi al mismo tiempo, el silencioso oficial se volvió un cadáver y queda enterrado en el lodo. Los enemigos circundantes están confundidos.

Hiro sale corriendo una vez más, dejando estremecidos a los enemigos.

Esta velocidad, que sería imposible para una persona promedio, es hecha posible por la protección divina de «Excalibur».

Corriendo a través del enemigo mientras zigzaguea por las aberturas, Hiro finalmente fue capaz de ver a Aura.

Viendo a la joven cubierta de lodo, una ira silenciosa llena sus ojos.

Cuando Hiro hace un llamamiento en su corazón, el espacio ante él se divide en respuesta.

La espada espiritual que apareció de la grieta está incrustada con joyas.

Sin vacilación, él agarra la empuñadura y la arroja. La afilada hoja corta la mano del general enemigo.

Hiro cierra en un instante la distancia entre él y el confundido general enemigo y aparece justo delante suyo.

Sin darle al general la oportunidad de notarlo, él blande «Excalibur» hacia un lado.

『¡¿Guoh―?!』

La sensación de cortar su cabeza, huesos y todo, se queda en su mano.

Esto seguramente debería haber significado la muerte del general enemigo.

“¿Y por qué… estás vivo todavía?”

Hiro se detuvo y dio vuelta para preguntar al general enemigo.

『¿Quién eres… bastardo?』

Un intruso repentino. Es comprensible que el general enemigo lo mire con una expresión confundida.

Hiro lo ignora y mira a su cuello. Confirma que su cabeza está reimplantada.

“… Tal vez lo entenderé si te corto una vez más.”

Hiro dirige la punta de «Excalibur» hacia el general enemigo.

『Así que no planeas darme tu nombre, ¿verdad? Pero, te daré el mío. Estoy seguro que en cuanto estés muerto al menos te gustaría saber el nombre de la persona que te asesinó.』

El general enemigo gruñó como un carnívoro feroz.

『¡Soy Leihil Lumeire Lichtein, el siguiente duque de Lichtein!』

Después de declarar su nombre, Leihil blande su arma espiritual hacia arriba.

Hiro la detiene con «Excalibur» y la repele.

Un destello de luz se produce entre los dos sólo por un momento.

Después de ser superado en fuerza, Leihil retrocedió. Inclinó la cabeza a un lado con confusión, dio un vistazo a su mano, y entonces miró a Hiro.

『… ¿Qué es esa espada? ¿Es un arma espiritual?』

“No tengo obligación de responder eso.”

En su interior, Hiro estaba sorprendido.

La fuerza de su oponente era mayor a lo que esperaba.

Aunque fue capaz de repelerlo, Hiro había dado casi dos pasos atrás de donde se encontraba originalmente.

『Hehe, hahaha, está bien. ¡No tienes que decirme nada! ¡La examinaré con cuidado después de que te mate.』

Leihil giró su lanza sobre su cabeza mientras se acercaba a Hiro.

Hiro patea el suelo. Salta hacia el pecho de Leihil y da un poderoso golpe horizontal con «Excalibur».

Parece que su mano está entumeciéndose. La espada fue detenida.

Hay alegría en la cara de Leihil.

『Ciertamente eres formidable. Pero todo lo que tienes es velocidad.』

Las esquinas de los labios de Leihil se curvan arrogantemente y blande su lanza hacia abajo con toda su fuerza.

Hiro trató de hacerlo retroceder con «Excalibur», pero su cuerpo perdió el balance ligeramente.

(¡¿Es más fuerte que antes?!)

Si alguien estuviera observando este combate a muerte, asumiría que el joven saldría volando indudablemente.

Pero Hiro gira la hoja, desvía la fuerza y salta hacia atrás para crear distancia entre ellos.

Él estaba tratando de tomar el control de la situación, pero cuando miró adelante, Leihil lo había perseguido.

『¡Grahh!』

Unos momentos después de agacharse, una tormenta pasa sobre su cabeza de derecha a izquierda.

Tras esquivar el ataque, Hiro blande «Excalibur» hacia adelante, pero Leihil patea la espada hacia arriba para que apunte al cielo.

Hiro estaba expuesto con su brazo levantado.

『¡Este es el fin, chico!』

Desgarrando el aire como un rayo, la lanza estaba dirigida a la cabeza de Hiro.

Sin embargo, es detenida por dos espadas que aparecen de una grieta en el espacio.

『¡¿Q-Qué demonios?!』

Las dos espadas eran armas espirituales que fueron almacenadas en el [mundo espiritual] hace 1,000 años por medio de «Excalibur».

Sin entender lo que había sucedido, Leihil parecía perplejo.

“¡Ahora!”

Hiro blandió «Excalibur» hacia adelante, pero todo lo que hizo fue cortar ligeramente el costado de Leihil.

(Su velocidad de reacción es más rápida también.)

Si fuese el Leihil de hace poco, él no habría sido capaz de esquivarlo… Él tiene la sensación de que algo está mal.

(¿Y qué pasa con esta habilidad anormal de sanación…?)

Su mano que fue cortada, ahora está restaurada, y la herida que acaba de recibir en su costado ya está cerrada.

(No debería haber tal protección divina de un arma espiritual.)

Es posible que las armas espirituales de esta era hayan evolucionado, pero al menos en los recuerdos de Hiro, tal protección divina no existe.

(Tal vez…)

Hiro recordó algo, pero Leihil interrumpe sus pensamientos.

『¿Piensas que es extraño? ¿Creíste que sin duda me mataste? ¡Idiota!』

Leihil colocó su lanza sobre su hombro y señaló a «Excalibur».

『No sé qué es esa espada, pero estoy seguro que es un [arma espiritual] o una de las [Cinco Grandes Espadas]. En cualquier caso, su protección divina incrementa las habilidades físicas de uno a un nivel aterrador. Pero, ya sabes, ese cambio depende de la fuerza del individuo. Así que―』

Después de una pausa, Leihil continúa.

『¡No te pongas arrogante después de matar a unos simples soldados, chico! ¡Cuando aparece alguien fuerte como yo, los debiluchos como tú quedarán expuestos! ¡Si tus poderes originales son débiles, entonces “eso” es sólo “tirar perlas a los cerdos”[1]!』

[1] NT: Un desperdicio.

Después de que termina de hablar, el cuerpo de Leihil comienza a transformarse. Su espalda se hincha y sus brazos se vuelven más gruesos.

Hiro finalmente descubre la “fuente” de la fuerza del general enemigo y murmura tranquilamente.

“Así que eso es…”

『¿Ah?』

Hiro ataca el hombro del general enemigo con «Excalibur» y corta su brazo.

『¡Ahaha, eso no funcionará!』

Tal vez porque no sintió dolor, la cara de Leihil estaba deformada en éxtasis mientras blandía su lanza hacia abajo.

Hiro la detiene con su espada plateada y mira a Leihil mientras luchan.

“Lo que dijiste antes es cierto. Pero, ¿sabes? Los poderes que tienes ahora mismo―”

『¡Urahh!』

“¡Gah!”

La patada de Leihil se hunde en el plexo solar de Hiro y su cuerpo sale volando.

Hiro es atacado por un dolor tan intenso que lo deja sin aliento mientras rueda por el suelo.

Después de chocar contra un violento soldado enemigo en medio de la caótica escaramuza y finalmente detenerse, Hiro lentamente se puso de pie.

Él ya no tenía la fría expresión que estaba en su cara hasta hace un momento. Ahora llevaba una expresión de debilidad humana, una más apropiada para su edad.

“… No quiero saber la razón por la que lo tomaste.”[2]

[2] NT: NT-inglesa: Kanji demonio/mal.

Varios soldados enemigos estaban apuntando la punta de sus lanzas hacia Hiro de una forma amenazante mientras se acercaban a él.

Después de mirar alrededor, él habló como si esto no le preocupara.

“Pero, ¿sabes? Si entendieras cómo usar tus poderes, no habría habido ninguna razón para que dependieras de eso.”

Cuando Hiro agita su mano izquierda al lado, espadas perforan el pecho de cada soldado que estaba rodeándolo.

Cada soldado parecía estupefacto. Tosieron coágulos de sangre mientras daban su último suspiro y caían al suelo.

 

Anuncios

2 comentarios sobre “Shinwa Densetsu no Eiyuu no Isekaitan Vol.01 – Capítulo 25

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s