Shinwa Densetsu no Eiyuu no Isekaitan

Shinwa Densetsu no Eiyuu no Isekaitan Vol.01 – Capítulo 14

Capítulo 14, Masacre

El comandante dirigía un ejército de 3,000, el cual se extendía por la frontera nacional.

Su nombre es Bail Narmer Lichtein. El tercer hijo de la familia del duque, quien tiene el título de vizconde a la edad de 27.

Él tenía una extravagante tienda preparada en el cuartel general, y estaba disfrutando un poco de vino adentro.

Sin embargo, después de recibir un informe de un subordinado, salió de la tienda y miró hacia los riscos.

“Ohh… No puedo divisar la cara con claridad, pero sin duda veo el cabello carmesí.”

Su torso tonificado estaba expuesto, y la parte inferior de su cuerpo estaba vestida de ostentosa seda con oro y plata.

Tenía la misma piel oscura que los demás soldados, pero tenía un físico bien dotado y una atmósfera claramente distinguida comparada a los otros.

“Mientras sea tan hermosa como dicen, no necesito dinero de rescate. La haré mi esclava.”

Viendo a los soldados con sus escudos preparados en el camino entre los riscos, él se ríe, con el vino en mano.

“Haha, mira. Van a pelear contra estos números.”

“¿No es un problema? No somos capaces de explotar nuestra ventaja numérica con eso.”

“No me importa cuántos soldados perdamos. Podemos reemplazarlos tan pronto como nos reagrupemos con nuestras fuerzas principales. No le des importancia y ataquen.”

“Entendido.”

Cuando el ayudante envió órdenes a la 1ra división, ellos empezaron a avanzar mientras levantaban una nube de polvo.

Entonces, envió órdenes a la unidad de arquería que esperaba detrás de ellos, y en un parpadeo, flechas llenaron el cielo. Pero fueron inefectivas.

De inmediato, la 1ra división choca con el enemigo. Las voces de ira sacuden el aire y llegan al comandante.

“Hmm. Así que métodos ordinarios no funcionarán, ¿verdad…?”

Su oponente es la Sexta Princesa Imperial, y protegiéndola, están fuerzas Imperiales de élite.

Incluso su moral probablemente es superior al promedio.

Después de pensar un poco, el Vizconde Lichtein levantó su mano. Notando esto, su ayudante corrió hacia él.

Tras darle un sorbo a su vino, habló con un aire de superioridad.

“Obtuvimos un mapa cuando derrotamos ese fuerte decadente, ¿cierto?”

“Sí, aunque no es el más actualizado…”

“Entonces usa eso para tomar la retaguardia del enemigo.”

“Entendido. Formaré una unidad de la 3ra división.”

“No… toma 500 del cuartel general. Divídelos en grupos de 100, así el enemigo no se dará cuenta.”

“Eso haría que a nuestro cuartel general le falte gente.”

“Está bien. En cualquier caso, nuestros oponentes están atrincherados ahí. Perderemos si se percatan de los movimientos de la 3ra División y escapan.”

“Como desee.”

El ayudante saluda al golpear su hombro izquierdo con su mano derecha, y comienza a actuar inmediatamente.

Después de romper su mirada, el Vizconte Lichtein dirige su atención a la chica de cabello carmesí.

“Entonces, posición, vigor, moral, son superiores en todos esos aspectos… Pero, tenemos más manos por jugar, Sexta Princesa Imperial. ¿Cómo debería aplastarte para hacerte sufrir?”

El Vizconde Lichtein observó en silencio el campo de batalla por un tiempo, pero resopló con disgusto mientras veía a la 1ra división disminuir en números.

“Qué desagradable. Tal vez debería haber atacado algunos pueblos y aldeas para elevar nuestra moral…”

Sacudió su mano para alejar una nube de polvo y llamó a su ayudante.

“Disparen las flechas. No me importa si les dan a nuestros hombres.”

“¡Sí, mi señor!”

“También, tenemos 200 soldados Imperiales como prisioneros, ¿cierto? Alínealos en el frente.”

“¡Los prepararé de inmediato!”

El Vizconde Lichtein ejecuta a lo prisioneros que fueron alíneados como se ordenó.

Él corta indiferentemente sus cabezas para sacudir el corazón de la Sexta Princesa Imperial, pero es incapaz de suprimir su sorpresa por el hecho de que los soldados mueran sin siquiera gritar.

“Hah, como se esperada de los soldados del Imperio que reina en este mundo. Así que no darán ni un solo grito incluso ante el miedo de la muerte. Aunque admirable… esto es algo que no puedo tolerar.”

Él espera que el enemigo venga atacando con ira.

Habría preferido que griten, pero ya que estaban soportándolo, todo lo que hizo fue elevar la moral de sus oponentes e hizo inútil su plan.

Esperaba su rendición, pero no vio tales señales de la Sexta Princesa Imperial.

“Qué aburrido. Mátenlos a todos, y tráiganla aquí.”

Incapaces incluso de resistirse, los 200 soldados fueron asesinados lentamente al tener sus pechos atravesados, gargantas arrancadas, y extremidades cortadas. La sangre fluyendo de los cadáveres comenzó a saciar la sed del terreno.

Entonces, un hombre con una gran cicatriz en su cara fue llevado ante el Vizconde Lichtein.

『¡¿Dios?!』

La joven de cabello carmesí sujetaba su brazo mientras miraba con desconcierto.

La cara del Vizconde Lichtein se deforma de alegría.

Estaba divirtiéndose tan sinceramente que no pudo evitar agarrar sus lados y reír fuerte.

“Hehe, hahahaha, ahh… ¡bien! Qué espléndida voz. ¡Así que finalmente clamas por mí!”

El Vizconde Lichtein pisó la cabeza de Dios mientras él estaba apretando sus dientes con frustración. Él ahora estaba seguro de su victoria.

Hiro estaba sentado sobre una roca y mirando al suelo.

Su cabeza estaba llena de pensamientos sobre su propia idiotez por ser un estorbo.

¿Por qué propósito vino a este mundo? ¿Por qué era tan impotente?

Es incapaz de pelear por ella con su única habilidad de ver bien.

(Me pregunto… ¿Por qué vine aquí?)

Le dijeron que escape a Baum, pero él no tenía ganas de moverse en absoluto.

Tal vez era porque sus sentimientos estaban inclinándose por la chica que estaba en un lugar separado.

La imagen de su sonrisa triste flota en el fondo de su mente. Él deseaba escucharla decir que quería que pelee con ella.

Aun si era una pelea imposible de ganar, él no había sido capaz de pagarle por cuidar de él en este mundo.

(Pero… si terminábamos luchando, estoy seguro que habría estado congelado de miedo.)

Eso por sí solo estaría bien, pero ella podría lastimarse intentando protegerlo.

Hiro sacudió su cabeza y miró al cielo. Intensos rayos de luz caían sobre el terreno sediento.

El aire húmedo lo irritaba, y estaba tan incómodo que no podía hablar.

(… ¿Qué debería hacer ahora?)

Baja de la roca y mira sobre su hombro con remordimiento. Ella está al final de este camino.

La batalla probablemente ha comenzado en este momento.

Enfrentar 3,000 con menos de 100 es imposible.

Pero Liz es fuerte. Incluso desde los ojos de un hombre común, eso es seguro.

Hiro rezó al Rey Espíritu que ella fuese capaz de reunirse con el Marqués Grinda a salvo.

Cerró los ojos, como para abandonar sus sentimientos de arrepentimiento, y rápidamente dejó ese lugar.

Pero pronto se detuvo.

(… ¿Qué es esto? ¿Personas?)

Escuchó los pasos de un gran grupo de personas, y al mismo tiempo, el viento arrastró el sonido de las voces.

Mientras se esconde en las sombras de las rocas, ve a un grupo de personas que él reconoce, saliendo del espacio entre los riscos.

『¿Esto está bien?』

『Sí. Este lado es el país Baum. Deberíamos ser capaces de tomar la retaguardia de la Sexta Princesa Imperial si continuamos al sur por este camino.』

『¿No hay una aldea por aquí?』

『Sopórtalo.』

『Comenzamos una pelea con ese Imperio. Esto no valdrá la pena si no podemos capturar al menos tres esclavas.』

Él no tenía idea de cuántos había, pero un gran número de soldados iba saliendo de las sombras.

Eran soldados de Lichtein. Todos tenía cuerpos bien entrenados, y mientras desvergonzadamente mostraban su piel oscura, continuaron por camino del cual vino Hiro, con miradas arrogantes en sus caras.

『Después de que capturemos a la Sexta Princesa Imperial, quemaremos las aldeas en el área. Puedes esperar eso.』

『La Sexta Princesa Imperial, huh… Y, ¿crees que nos meteríamos en problemas si probamos un poco?』

『Bueno, nuestras cabezas seguramente saldrían volando, sin duda.』

『Espero que ella valga todo esto.』

Hiro saltó de las sombras de las rocas y bloqueó el camino del grupo que estaba caminando mientras reía groseramente.

Los soldados enemigos mostraron signos de tensión por un momento, pero rápidamente bajaron su guardia.

Uno sólo puede imaginar el absurdo terror en el chico que apareció ante ellos, con las piernas sacudiéndose de miedo.

『… ¿Un niño perdido?』

『Qué demonios, es un chico. Lo habría hecho llorar si fuera una chica.』

El vulgar soldado descaradamente bajó sus hombros con decepción.

Sin embargo, puso la mano en su barbilla y miró a Hiro.

『Pero, tiene una cara bastante buena. Podría servir con personas con esa preferencia. ¿Deberíamos capturarlo?』

『No, sólo estorbará. Matémoslo y vámonos.』

Sería problemático que fueran reportados a Baum, también. El soldado serio murmuró mientras sacaba su espada de hoja inversa.

『Bien, bien. Entonces, me encargaré muy rápido, así que ustedes observen. ¿O quieren hacer una apuesta?』

Los soldados en la retaguardia gritaron con alegría.

『No haremos apuestas.』

『Ese chico morirá y eso es todo. Ya vámonos.』

『No te tomes mucho. Su Excelencia nos matará.』

『Lo sé. Denme un segundo.』

El hombre vulgar agarró el hombro izquierdo de Hiro.

Enterró en el suelo la lanza que tenía en su mano derecha, desenvainó y sacó su espada de hoja inversa en su lugar, y la presionó firmemente contra la nuca de Hiro.

『¿Estás tan asustando que ni siquiera puedes hacer un sonido? No te preocupes, probablemente no sentirás nada. Cortaré este delgado cuello sin problema.』

El hombre vulgar empieza a retirar su brazo derecho. Estaba intentando crear distancia para blandir con fuerza.

Tal vez era por miedo, pero el cuerpo de Hiro estaba temblando con pequeñas convulsiones.

Viendo eso, la sonrisa del hombre vulgar se amplió mientras imaginaba qué clase de grito escucharía de Hiro.

“… Lo siento.”

Hiro murmuró.

『Es demasiado tarde para rogar por tu vida ahora.』

El hombre vulgar palmeó a Hiro en los hombros para reconfortarlo, y entonces trató de su blandir su espada, llena de fuerza―Pero, su brazo no se movió.

El hombre vulgar mira con desconcierto a donde solía estar su brazo y se da cuenta que no hay nada ahí más allá de su hombro derecho.

『¡Ahh! ¡¿P-Por qué?! ¡MI BRAZOOO!』

*Psh*―

Él coloca su mano sobre la herida para intentar parar la sangre brotando, pero la sangre sale de entre sus dedos y no se detiene.

『¡Aaaaaaahhhhhh―!』

La cabeza del hombre sufriendo intenso dolor cae al suelo.

El joven lo mira con ojos gélidos.

Hiro estaba sujetando el brazo del hombre, y en la mano del brazo de ese hombre estaba una espada de hoja inversa manchada de sangre.

La sangre escurriendo del brazo es absorbida por el suelo.

“… Ahh.”

Hiro estaba seguro que escuchó un sonido dentro de él.

“… Ya veo.”

Un sonido ominoso, como algo rompiéndose, resuena dentro de su cuerpo.

Ya no había vuelta atrás. Estaba completamente roto.

“Yo…”

Se siente como si cada pulgada de su mente está empezando a aclararse. Se siente bien.

Saca la lanza que estaba clavada en el suelo.

『¡Maldito chico!』

Atravesó el pecho del enemigo que se acercaba.

Roba la espada de la cadera del enemigo mientras está a punto de caer.

『¡¿Huh―?!』

Corta la cabeza del siguiente enemigo.

Siente fuerza propagándose a cada articulación de su cuerpo.

『¡¿Quién eres, bastardo?! ¡Rodéenlo!』

De nuevo, mata a otro enemigo y roba su lanza, asesinando a los enemigos a sus lados.

Las cabezas de tres de los soldados enemigos bailaron en el aire.

La pared que estaba conteniendo al joven había desaparecido completamente.

Se da cuenta que su mente está aclarándose.

Se da cuenta que su cuerpo está volviéndose más ligero.

Se da cuenta que sus cinco sentidos están agudizándose.

El joven―Se dio cuenta que había regresado a su ser anterior.

Apretó su puño 2, 3 veces para asegurarse.

“…”

No había emociones en el abismo de esos ojos. Sólo había un vacío.

Sólo un oscuro…

Profundo…

Vacío helado.

―Las costinas de una masacre se habían levantado.

 


 

NT: Pues está bien que haya recuperado la memoria, pero fue muy repentino :v

NE: OK, desde aquí empieza lo bueno :v

 

Anuncios

7 comentarios sobre “Shinwa Densetsu no Eiyuu no Isekaitan Vol.01 – Capítulo 14

    1. Hola, me alegra que te haya gustado nuestro trabajo. Con seguir la página no estoy muy seguro a que terminar refieras pues tienes nuestro Facebook (que está al costado en esta página) y el botón seguir que sale cuando se está arriba en la página

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s